20 diciembre 2018

ProFuturo amplía su presencia en Tanzania

La directora general de ProFuturo, Sofía Fernández de Mesa, ha visitado este mes de diciembre Tanzania, país donde ProFuturo desarrolla desde el pasado 2016 su programa de educación digital de calidad a través de un acuerdo con  Salesianos Don Bosco de África del Este en colaboración con la Oficina de Educación de Don Bosco en Tanzania. Además de ampliar el alcance del programa, durante el viaje de la responsable de la fundación al país africano se han entregado los Premios a los Mejores Profesores y Escuelas dentro del proyecto.

Facebook twitter

En noviembre de 2016, ProFuturo firmó un acuerdo con Salesianos Don Bosco de África del Este para implementar su programa de educación digital de calidad en colaboración con la Oficina de Educación de Don Bosco en Tanzania. En 2017 se implementaron cinco operaciones que llegaron a 47 escuelas públicas y privadas en las siguientes regiones: Dar Es Salam, Morogoro, Dodoma, Moshi y Mafinga-Iringa. Tras el primer año de ejecución, y tras valorar que las operaciones tienen el mejor desempeño en la región africana, ProFuturo ha decidido ampliar el alcance del programa.

Para la expansión de 2018, la oficina de Don Bosco en Tanzania ha logrado levantar el interés de las autoridades locales, a nivel nacional (Vicepresidencia) y regional (Zanzíbar).

A finales de 2018 se ha hecho entrega de equipamiento y capacitación para 50 escuelas privadas y públicas adicionales de Kilimanjaro, Songea y Zanzíbar, y el programa se lanzará oficialmente a principios del año escolar 2019.

La oficina de Don Bosco en Tanzania ha firmado un memorando de entendimiento con el Ministerio de Educación y el Gobierno Local de Zanzíbar para llegar a sus escuelas públicas, lo que supone que al final de este año se habrá llegado a casi 50.000 niños y 8.900 docentes formados.

Objetivo para el próximo año

El objetivo para 2019 es aumentar el número de escuelas en 40 y un 40% el número de niños beneficiados. Una vez comprobados los resultados en estas nuevas regiones, las expectativas de crecimiento son mayores.

En estrecha colaboración con Salesianos Don Bosco, ProFuturo espera desarrollar y fortalecer la relación con actores clave en el área de educación y las autoridades locales a nivel nacional para comenzar a construir un modelo de sostenibilidad para la continuidad y la escalabilidad del programa en el país.

Dentro del continente africano, Tanzania es el país que muestra un mejor avance de resultados y mejor ratio de cumplimiento de metas. Uno de los puntos fuertes para el alcance de los objetivos es la coordinación llevada a cabo por la contraparte del país, así como el seguimiento de las tareas de los coordinadores, quienes muestran una gran implicación en el proyecto y en la consecución de los objetivos y metas planteados (que conocen).

Contexto educativo

Al igual que muchos países de esta región de África, Tanzania se enfrenta a muchos retos en la educación de sus niños, incluyendo instalaciones deterioradas y escasez de escuelas, así como el hacinamiento, servicios básicos como baños, agua y electricidad,  falta de libros de texto y la insuficiente formación del profesorado. Sin embargo, el mayor obstáculo para una adecuada educación es la pobreza.

Aunque la educación primaria es ahora gratuita, los padres tienen que pagar por conceptos tales como uniformes, cuotas de evaluaciones y suministros. La asistencia ha aumentado pero incluso con este pequeño impulso en la asistencia cerca de la mitad de todos los niños en edad escolar siguen sin asistir a la escuela, y los que sí asisten rara vez cursan más allá del quinto grado.

La educación primaria es obligatoria y consta de siete cursos. Con la eliminación de los costes de matrícula y la introducción del Plan de Desarrollo de la Educación Primaria, que aumentó el número de aulas y nuevos docentes, Tanzania registró rápidas mejoras en la matriculación de la enseñanza primaria, de hecho, en 2010, la Tasa Neta de Matriculación (TNM) había alcanzado el 95,4%, comparada con el 54,2% en 1990.

Los ingresos familiares tienen un papel fundamental en la educación de los niños, ya que aunque Tanzania ha gozado de más de una década de alto crecimiento, la pobreza continúa siendo tal alta que el crecimiento no ha sido inclusivo y se ha dedicado poca atención al rol del sector privado en la educación, el cual podría aliviar la carga fiscal.

La situación de la Educación Secundaria

El 27 de noviembre de 2015, el gobierno de Tanzania publicó que la educación Secundaria fuera gratuita para todos los niños. Esto incluye la eliminación de todas las formas de honorarios y contribuciones. Aunque esto no incluye, entre otras cosas, uniformes y material escolar.

Por otra parte, el Gobierno también ha estado ejerciendo presión sobre los honorarios que cobran las escuelas privadas prohibiéndoles un aumento de tarifas o bien que las justifiquen.

A pesar de esta medida, todavía más del 40% de los adolescentes de Tanzania se quedan fuera de la educación secundaria (1,5 millones de jóvenes) porque faltan escuelas secundarias en las zonas rurales y las familias no tienen para los gastos asociados.